¿Qué necesito para tener mi propio número de fax?

Si aún no tienes un número de fax y lo necesitas para tu actividad profesional, ahora lo tienes más fácil que nunca. El sistema de fax virtual te permite contar con el servicio de fax sin necesidad de adquirir ningún tipo de equipo específico. Tan solo necesitarás tener un correo electrónico al que asociar tu número de fax y cualquier dispositivo con conexión a Internet, en el que puedas consultar el email.

¿Cómo funciona?

El funcionamiento es simple, ya que gracias a la integración con el correo electrónico, podrás recibir y enviar faxes desde cualquier dispositivo con conexión a Internet, y en cualquier lugar que nos encontremos. Por este motivo no necesitaremos de ningún equipo específico, puesto que prácticamente todos podemos contar hoy día con un smartphone, tablet o portátil que nos acompañe en nuestro día a día y desde el que gestionaremos íntegramente nuestro fax virtual.

Para el que esté acostumbrado al sistema tradicional, es cierto que ahora no se imprimirán automáticamente todos los faxes que recibamos. Aunque esto puede resultar más positivo que negativo, ya que además del ahorro en consumibles, nos evitamos tener que estar trabajando con un buen montón de papeles que fácilmente pueden extraviarse, sin olvidar la aportación de nuestro granito de arena en la reducción del impacto medioambiental que produce el malgasto de papel.

Gracias a la gestión del fax a través del correo electrónico podemos organizar a nuestro antojo los faxes que recibamos y enviamos, para solo imprimir los faxes que nos sea necesario poseer en formato papel.

Una vez aclarada la recepción, el envío no es más que enviar un correo electrónico siguiendo un sencillo procedimiento, como es incluir en el destinatario el número de fax al que queremos enviar, introducir nuestra clave en el asunto y adjuntar el documento que vamos a enviar como fax.

Puesto que el envío ahora no lo haremos desde una multifunción, si no tenemos el documento ya en nuestro ordenador, bastaría con escanearlo con un escáner tradicional, o con alguna de las aplicaciones para móviles que lo permiten y ya hemos hablado de ellas en anteriores entradas.

Algo que a muchos nos inquieta y es importante aclarar es que la persona que nos envía un fax o recibe un fax de nuestra parte nunca tendrá constancia de que contamos con un sistema de fax virtual, ya que el documento lo enviará o recibirá de igual forma que si la comunicación fuese entre dos faxes tradicionales.

Un comentario en “¿Qué necesito para tener mi propio número de fax?

Deja un comentario